fcb.portal.reset.password

El exjugador de Barça y Betis, Ángel Cuéllar, es actualmente entrenador del Cerceda, equipo que milita en la tercera divisón gallega.

Ángel Manuel Cuéllar Llanos (Villafranca de los Barros, Extremadura, 1972) se forma futbolísticamente en el Betis. Delantero técnico y rápido, despunta definitivamente con los verdiblancos la temporada 94-95 en la que con sólo 22 años se convierte en el máximo goleador y revelación del equipo. La temporada siguiente, Cuéllar aterriza en Barcelona de la mano de Johan Cruyff. En dos temporadas ganaría una Copa del Rey, una Recopa y una Supercopa. Una grave lesión en la rodilla y la mala relación con Robson y Van Gaal le alejaron del Camp Nou. A pocos días de la visita del Barça en Sevilla, hablamos con el entrenador sobre su paso por el Camp Nou y sus nuevos retos profesionales.

El año 95, después de despuntar con el Betis, ¿esperabas que el Barça te fichara? 

Me sorprendió. Había rumores sobre el tema, pero no les daba importancia. Era muy joven y no tenía en mente dar el salto a un equipo tan importante. Pero después de acabar la temporada y yendo a la boda de un amigo recibí la llamada y vi que la opción estaba cercana. Obviamente sentí mucha ilusión al ver que iba a fichar por un club tan grande.

Pero justo el primer partido con el Barça te lesionaste la rodilla, imagino que fueron unos meses complicados.

Complicados, sí, pero también fui muy positivo y saqué otras cosas de aquella experiencia. Desde la distancia lo veo de otra manera. Luego me recuperé bien, jugué y marqué algunos goles.  Al año siguiente se fue Johan, llegó otro entrenador y ya ocurrieron otras cosas. Después vino Van Gaal que tampoco me quería y opté por irme. Quizás fue un error, pero en la vida se han de tomar decisiones. Me siento muy afortunado por haber formado parte de este club y haber compartido vestuario con tan grandes y humildes jugadores, cosa que los hace aún más grandes.

¿De todos los futbolistas con los que compartiste vestuario en Barcelona, a cuál destacarías por su calidad?

Por calidad a Ronaldo, sin duda. Su primer año fue una cosa increible. Era un jugador espectacular, nos daba mil vueltas, tenía un talento natural.

¿Qué sentiste, como bético, al ver que jugarías la final de Copa contra tu equipo de toda la vida la temporada 96-97?

Fue una sensación un tanto extraña, la verdad. No hacía mucho que me había ido del Betis y al otro lado la mayoría de jugadores habían sido compañeros míos. Sin embargo, lo tomas con normalidad. Celebré y levanté el título como uno más.

¿Con el paso de los años, cómo valoras tu paso por el Barça?

Con una grandísima gratitud y un muy buen recuerdo. Hay grandes jugadores que se han merecido estar en el Barça y no lo han hecho. Yo soy de los que ve el vaso medio lleno, también podría no haber pasado. Es cierto que ahora cambiaría la decisión de haberme marchado del Baça, fue equivocada y precipitada por los problemas con el entrenador. Sin embargo, el recuerdo es de cariño hacia los jugadores y el vestuario, pero también con un club y una ciudad que me recibió y siempre me trató muy bien.

¿Qué ha sido de la vida Ángel Cuéllar desde que colgó las botas?

En todo momento he seguido vinculado al fútbol. He organizado varias ediciones de mi campus deportivo y actualmente soy entrenador del Cerceda, equipo de la tercera división gallega. Ahora nos jugamos el primer puesto y el ascenso.

¿Cómo encaras esta etapa profesional?

Con una ilusión y una motivación máxima. Somos un equipo importante en Galicia, en los últimos diez años hemos estado en ocho fases de ascenso y, pese al menor presupuesto, hemos conseguido darle continuidad al proyecto. Ahora sólo nos queda rematar el año.  

¿Qué intentas extraer de cada entrenador que tuviste?

No soy demasiado parecido a ninguno. Siempre he tenido más claro lo que no he querido ser, lo que quiero ser lo voy descubriendo con el tiempo. Siempre intento sacar el máximo partido de mis equipos, tener una idea clara, una identidad. Gestionar bien el grupo también es una faceta fundamental.

Aún y así, ¿hay algún entrenador que te haya marcado especialmente?

Johan Cruyff es una persona que ha impactado a cualquiera que haya entrenado con él. Fue un hombre que innovó. Los que tuvimos la suerte de estar con él pudimos compartir este antes y después que marcó en la historia del fútbol.

Como futbolista llegaste al máximo nivel, ¿a qué aspiras como entrenador?

A lo mismo. En todo lo que me propongo intento llegar al máximo nivel. También soy prudente, sé que queda mucho por hacer. Voy dando pasos cortos pero firmes, en esta profesión hay que cumplir etapas. Como he dicho, en lo que me propongo intento ser el mejor. Luego las cosas van como van, pero pongo todo el empeño, ganas y formación para conseguirlo.

¿Qué relación mantienes actualmente con la Agrupació?

Hace unos años pude colaborar en diferentes partidos. Recuerdo que jugamos en El Cairo y en Dubai, cuando tenía más tiempo. Ahora, a causa de los ritmos de partidos y entrenamientos que llevo, me es imposible. Siempre recibí un trato excelente y saben que si estoy disponible pueden contar conmigo.

Volver arriba